Reglamento Veterinario

REGLAMENTO VETERINARIO S L D

GOLMAYO – CABREJAS DEL PINAR 2022

El compromiso principal que marca el reto del equipo veterinario de SLD es velar por la

salud y el bienestar de los perros que participan en la carrera. Es por ello que

queremos hacer sentir a los Mushers que somos parte de su equipo, para lo cual

deberá de existir una complicidad y estrecha colaboración con los equipos que nos

permita detectar los problemas que pudieran surgir en cualquier momento. No vamos a

ser los policías de SLD, sino todo lo contrario, para eso estaremos muy atentos a

todos los problemas derivados de la salud de los perros y sus esfuerzos durante la

competición.

No obstante, hemos de subrayar, que la ocultación de información o la falta de

colaboración al equipo veterinario, siempre desde el respeto a los perros, Mushers y

Handlers, puede derivar en graves sanciones disciplinarias por parte de la

organización.

Se realizarán chequeos a todos los perros previamente a la carrera, se controlará su

estado de vacunación para evitar posibles contagios y se atenderán todas las

incidencias medicas que puedan surgir y afectar la salud del animal, para lo cual el

equipo veterinario, hará los controles pertinentes y podrá realizar todas las

intervenciones médicas posibles y necesarias que garanticen la salud del animal

durante el transcurso de la carrera.

Además este año se realizará un examen médico obligatorio a todos los perros en el

ultimo Check Point (Golmayo) antes de salir para meta en el último tramo,

aprovechando el descanso obligatorio que está estipulado en el reglamento general de

carrera. La intención es garantizar el estado de salud de cada perro y su bienestar , sin

que la competición sea una causa de su deterioro físico.

En caso de necesidad de servicios clínicos u hospitalarios que requieran pruebas de

diagnóstico y/o intervenciones más complejas el animal se remitirá a un centro

hospitalario concertado por la organización donde se podrán realizar todo tipo de

actuaciones necesarias que precise el paciente. La responsabilidad final de la salud de

los perros participantes está a cargo del jefe veterinario y será quien en todo momento

decida cualquier actuación médica y/o de posible retirada de un animal.

TRANSPORTE DE ANIMALES

Los perros inscritos en la prueba, y los que no lo son, pero acompañan al equipo

en la competición, deberán disponer de unas condiciones mínimas de espacio y

comodidad en sus cubículos de espera y/o transporte, permitiendo su libre

movimiento, evitando el hacinamiento y permitiendo permanecer libres y sin

elementos y/o cableado de sujeción al cuello por razones de seguridad para el

animal.

Deberán tener espacio suficiente para poder ponerse en pie, estirarse, darse la

vuelta y acurrucarse aportando protección contra inclemencias del tiempo

(temperaturas extremas, viento, lluvia, nieve, etc.).

Los cubículos deberán de estar construidos con materiales firmes, en buenas

condiciones y permitir el paso de aire fresco, evitando tener contacto con el aire

procedente de escapes del vehículo.

En el caso de remolques y camiones deberán disponer cada uno de ellos material

seco y limpio que permita el descanso y aportar temperatura adecuada a los

animales antes y después de la competición.

Se recomienda el uso de paja que deberá ser aportada por los Mushers y además

deberá de estar en buenas condiciones de salubridad para que el descanso de los

animales se haga en unas mínimas condiciones de bienestar limpio y seco.

Igualmente, el traslado que se haga de los animales hasta pie de pista deberá de

realizarse en estas condiciones de confort para el perro. Se realizarán controles

sobre el transporte de los perros y en caso de no cumplir con esta norma se

aconsejará a los Musher rectificar y en caso de no aceptar estas condiciones se

tomarán las medidas oportunas sancionadoras por parte de la organización.

  1. EDAD DE LOS PERROS

La edad mínima de los perros para poder participar se establece en 18 meses el

día de la primera etapa, no siendo así un límite máximo que impida la participación

en la prueba. Se comprobará la edad mínima en el examen veterinario previo a la

prueba. La raza de los perros no es excluyente de carrera por lo que pueden

participar perros de cualquier raza.

  1. CONTROL VETERINARIO INICIAL

Se realizará por el equipo veterinario de Spain Long Distance un control de

pasaportes y microchips (obligatorio) de cada uno de los perros. Para ello cada

Musher/Handler deberá presentar los pasaportes o cartillas sanitarias de cada uno

de los perros debidamente cumplimentadas.

Aportará igualmente un FORMULARIO DE INSCRIPCIÓN con la relación de perros

que compiten y los datos de cada uno de los perros que participaran mediante el

modelo facilitado por la organización de Spain Long Distance. Además, el equipo

veterinario realizará un control clínico deportivo básico de cada uno de los perros.

4. DOCUMENTACIÓN SANITARIA A APORTAR

Cada perro debe aportar su pasaporte/cartilla sanitaria debidamente

cumplimentada por un veterinario colegiado. Esto incluye:

  • datos del propietario completos
  • reseña correcta y identificación con MICROCHIP
  • vacuna de RABIA vigente (obligatoria vacunación anual)
  • vacuna POLIVALENTE (mínimo Moquillo, parvovirosis, Hepatitis, Leptospirosis y

Parainfluenza) (obligatoria vacunación anual)

  • vacuna contra la TOS DE LAS PERRERAS (Bordetella bronchiseptica) (¡ojo! No

vale la Parainfluenza incluida en la polivalente como protección frente a la tos de

las perreras)¡¡¡

Fecha límite de vacunación: no más tarde de 21 día antes de la prueba ¡!!!

VACUNAS

Todos los perros participantes están obligados a estar vacunados anualmente. Los

pasaportes o cartilla de vacunación deberán estar sellados por un veterinario

colegiado de las siguientes vacunas:

  • RABIA: La vacunación de rabia es por ley de obligado cumplimiento y se

debe de aplicar anualmente.

Retrasos y sus periodos de espera obligada:

  • Antes del Año y medio de la última vacuna de Rabia. En el caso de

revacunación, que no supere los 6 meses de retraso, el tiempo mínimo

de espera para poder ser admitido en la prueba después de ser

vacunado será de 72 horas.

  • Después del año y medio de la última vacuna de Rabia En el caso en el

que el animal haya sido vacunado con más de 6 meses de retraso, el

periodo mínimo de espera post-vacunación previo a la carrera será de

21 día.

  • En caso de no estar vacunado con anterioridad el periodo mínimo de

espera post-vacunación previo a la carrera será de 21 días.

  • VACUNA POLIVALENTE: La vacuna polivalente como mínimo debe de

proteger de estas cuatro enfermedades: Moquillo, Hepatitis, Parvovirosis,

Leptospirosis y Parainfluenza (DHPPi L). Seguirá las mismas reglas y

excepciones que la vacuna de rabia en cuanto a periodos de espera.•

VACUNA DE TOS DE LAS PERRERAS:

La tos de las perreras es una enfermedad infecciosa muy contagiosa y que

además produce un cuadro grave de laringo-traqueítis, con tos como signo

principal y que imposibilita a los perros poder participar en la carrera, ya

que puede tener serias consecuencias para la salud del perro por las

complicaciones que pueden surgir si no se trata adecuadamente. Para

evitar este contagio se debe de vacunar a todos los perros contra esta

enfermedad para evitar la propagación y contagio de dicha enfermedad que

pueden ser de una alta incidencia en concentraciones caninas.

Además, supone una garantía de protección para los perros. Ningún perro

podrá participar en la carrera si no está vacunado contra la tos de las

perreras. La vacuna de tos de las perreras es la aplicación de una vacuna

contra la Bordetella Bronchiseptica. ¡¡No hay excepciones!!

Se admiten todos los tipos de vacuna contra Bordetella Bronchiseptica y se

recomienda el uso de Nobivac KC (Intervet ,de aplicación intranasal) ,

Eurican Penumo(Merial) ó CoughGuard-Plus(Zoetis). El periodo máximo de

espera para poder participar previo a la carrera es de 21 días. Perros

vacunados con menos de 21 días no podrán ser admitidos en la prueba. No

se admite la Parainfluenza canina Pi. (incluida en algunas vacunas

polivalentes) como vacunación contra la tos de las perreras.

  • DESPARASITACIONES: Se recomienda la desparasitación interna contra

cestodos y nematodos (gusanos redondos y tenías) de cada uno de los

perros, pero no es obligatorio.

  • ENFERMEDADES: No se podrá inscribir un equipo que proceda de un

criador donde exista rabia, moquillo, hepatitis, Leptospirosis, tos de las

perreras o alguna otra enfermedad infecto-contagiosa. Si el veterinario de

carrera diagnóstica que un perro presente en la zona de la carrera padece

una enfermedad infecto-contagiosa, el equipo será descalificado y tendrá

que abandonar inmediatamente la zona de la carrera.

  1. CONTROL VETERINARIO DURANTE LA CARRERA

Durante la carrera se realizarán controles para comprobar el buen estado de los

perros y estaremos a disposición de los equipos para atender cualquier incidencia

que surja durante la competición.

En el último Check Point (Golmayo) en la hora de descanso obligatorio todos los

perros pasaran un control médico obligatorio .

En la línea de meta o Check Point se revisará el estado de los perros y en caso de

llegar algún perro en el saco o transportado por la organización, se le atenderá a la

máxima brevedad posible.

USO DE MEDICAMENTOS

Durante la prueba y en competición queda terminantemente prohibido el uso de

cualquier tipo de fármaco y medicamento sobre los perros sin control del equipo

veterinario, por lo cual en caso de ser utilizado será motivo de expulsión de la

carrera de todo el equipo. El uso de estos medicamentos estará solo y

exclusivamente permitido bajo la supervisión del equipo veterinario por lo que el

perro en tratamiento estará en situación de fuera de carrera no pudiendo

incorporarse de nuevo tras la aplicación de dicho tratamiento.

Los perros que salgan de la carrera, pero no sean objeto de aplicación de ningún

tratamiento farmacológico y que cumplan garantías de poder desarrollar actividad

deportiva sin poner en peligro su salud, podrán reincorporarse a la carrera siempre

y cuando este autorizado por el veterinario de carrera como mínimo una hora antes

de la salida.

Los perros con lesiones de origen tumoral o heridas abiertas sangrantes que no

estén bajo control veterinario no se les permitirán participar. Cualquier otra lesión

que se produzca en el transcurso de la carrera será tratada por los servicios

veterinarios y el uso de medicación hará que el perro salga de la carrera

definitivamente por motivos de salud.

No está permitida la competición de perras en periodo de gestación.

Relación de medicamentos que no se pueden utilizar: antibióticos, antiinflamatorios

corticoides, antiinflamatorios no esteroideos, estimulantes, analgésicos opioides y

no opioides y tratamientos hormonales en cualquiera de las formas farmacológicas

orales e inyectables.

  1. PERROS RETIRADOS

Durante las etapas, los perros, que bajo la decisión del veterinario cumplan alguno

de los criterios de exclusión de carrera abandonaran la carrera para ser tratados

adecuadamente. Sólo está permitido retirar perros definitivamente. El Musher

puede hacerlo en los puntos de control designados como “Punto de Retirada de

Perros” o Check Points a lo largo de la pista o a la salida y final.

Si se retiran perros en los designados puntos de control a lo largo de la pista por

razones médicas, los perros serán recogidos y llevados al final de etapa bajo la

responsabilidad del organizador de la carrera hasta que sean entregados al

Musher o su Handler.

Un perro sacado del equipo por el veterinario de carrera o cualquier otro juez, será

identificado, marcado y retirado de la carrera hasta que un veterinario de carrera

vuelva a dictaminar que el perro está en condiciones para seguir su participación

en la carrera.

El veterinario de carrera debe de informar al director de carrera sobre cualquier

perro retirado temporal o permanentemente de la carrera.

7. EVACUACIONES

Los perros con afecciones graves que no puedan ser tratados en la carrera o que

necesiten de servicios clínicos u hospitalarios, que requieran pruebas de

diagnóstico y/o intervenciones más complejas, se remitirán a un centro hospitalario

concertado por la organización donde se podrán realizar todo tipo de actuaciones

necesarias que precise el paciente. Será acompañado por uno de los veterinarios

del equipo, quien hará la entrega al veterinario del hospital y el consecuente

traslado de responsabilidad.

A partir de este momento las decisiones tomadas serán entre el Musher y el

hospital según conveniencia del Musher.

En caso de que el Musher no quiera que se traslade el animal al centro concertado

deberá firmar el documento de ALTA VOLUNTARIA, mediante el cual el Musher

asume la responsabilidad del caso y exime totalmente de responsabilidad a la

organización de SLD.

Todo el manejo, control y tratamientos realizados en la carrera por el equipo

veterinario correrán a cargo de la organización exceptuando las hospitalizaciones

que se realicen a los casos de evacuación al centro concertado, donde el Musher

deberá de solventar los gastos derivados de la actuación veterinaria en dichos

casos.

  1. FALLECIMIENTO DE PERROS

Los perros que por cualquier causa fallezcan en el transcurso de carrera serán

inicialmente examinados por los veterinarios de carrera, con objeto de hacer una

primera valoración de las causas de fallecimiento, descartando posibles casos de

abusos en el trato. Serán informados el jefe veterinario y el Race Marshal (Director

de Carrera) de la prueba.

Posteriormente se identificará y transportará el perro al laboratorio de Anatomía

Patológica para realizar las pruebas de necropsia y determinar la causa de la

muerte.

El protocolo será llevado a cabo por el equipo veterinario de la organización de

SLD y será de carácter obligatorio, por lo que la negativa por parte del Musher será

motivo de descalificación, expulsión de la carrera y en su caso causa de no

aceptación de su participación en próximas ediciones de SLD.

Los resultados laboratoriales serán información confidencial que el jefe veterinario

dará por escrito a propietario/Musher una vez se hayan determinado las causas del

fallecimiento. Los resultados no podrán hacerse públicos sin el consentimiento ni

autorización de la organización ni del Musher y los gastos de este procedimiento

correrán a cargo del Musher.

Jorge A. Luque Garrido

Veterinario Jefe de SLD Golmayo -Cabrejas del Pinar